//War of Will gana el Preakness Stakes 2019
War of Will

War of Will gana el Preakness Stakes 2019

War of Will

War of Will

Esta vez no hubo dudas de que War of Will ganó la carrera.

El pasado sábado 18 de mayo se llevó a cabo el Preakness Stakes 2019, segunda gema de la triple Corona.

Y a diferencia de la controversia que marcó la 145 edición del Kentucky Derby esta vez el ejemplar no tuvo problemas.

Siendo ésta la primera victoria para el entrenador Mark Casse en una carrera de Triple Corona.

El caballo no se sintió incómodo en esta ocasión y arremetió con todo su potencial tanto en el arranque como en el tramo final.

El animal recuperó el terreno que quizá había perdido en el Derby y remontó para dejar en claro que es un caballo con gran futuro.

Salida favorable

War of Will sale desde el primer puesto en el Preakness Stakes 2019, posición que también tuvo en el Derby.

Así que por segunda ocasión consecutiva este equino tuvo el privilegio de salir en el carril uno.

A bordo del jinete  Tyler Gaffalione War of Will hizo una maniobra a fin de no perder el paso y el impulso que llevaba.

Esto fue el secreto de su éxito. Mantener el ritmo, ser cuidadoso en la última curva y acelerar más en los momentos finales.

Un buen rival

Everfast, caballo inscrito en último momento, resultó ser un gran rival y terminó en segundo lugar y Owendale en tercero.

Recordemos que en el Derby de Kentucky, War of Will enfrenta una interferencia de Maximum Security y éste fue descalificado.

Así como suspendieron por 15 días al jinete que lo conducía Luis Sáez.

Dato curioso

Esta es la quinta vez que el entrenador Casse, de 58 años, lleva un caballo a la Preakness y hace dos años estuvo cerca de ganarla con Classic Empire, que terminó segundo.

Pero desde entonces no estaba cerca de lograrlo. Sin embargo el 2019 ha sido su año.

La victoria le cayó muy bien al jinete que condujo a War of Will, Gaffalione, quien en 2015 se consagra como el mejor jinete aprendiz.

A sus 24 años, este jockey condujo a War of Will por sexta carrera consecutiva y logra la victoria más importante de su carrera, hasta ahora.

Edición extraña

Esta 144 edición del Preakness Stakes tuvo muchas particularidades, primero porque ninguno de los cuatro ejemplares que ocuparon los puestos del 1 al 4 en el Derby de Kentucky corrieron.

Es como si hubiesen estado de acuerdo en no hacerlo.

Esto no ocurría desde 1951.

Asimismo resultó preocupante la muerte de varios ejemplares previo al día de la carrera.

Lo cual hizo que la tensión se apoderara y fuera una negativa y rara antesala a la segunda carrera de la Triple Corona.

Improbable sin probabilidades

Por su parte el favorito de esta prueba, Improbable, no tuvo probabilidades de ganar la justa.

Por segunda vez un caballo entrenado por Bob Baffert pierde en una carrera de Triple Corona y en la misma temporada.

Entre tanto, Bodexpress dejó votado al jinete puertorriqueño John Velázquez, quien está bien pese a la caída.

Incidencias

El nerviosismo estuvo presente en el Preakness Stakes luego que el Derby de Kentucky resultara controversial.

La emoción, la adrenalina y un poco de angustia caracterizó el inicio del Preakness debido a la caída del jinete boricua John Velázquez.

El jockey Salón de la Fama fue tumbado de su caballo en plena salida del carril.

Así que la respiración de muchos se agitó pues pensaban que sería un escenario similar al de Kentucky.

Como decíamos anteriormente la situación con los caballos muertos, demasiados de ellos, han llamado la atención sobre su existencia, fueron una previa al evento del sábado.

Por lo que el ambiente estaba tenso de por sí.

Además de la inhabilitación multimillonaria en el Derby que primero confundió y luego enojó a los fanáticos de los deportes casuales que sintonizan las carreras de caballos durante las cinco semanas de la primavera en que la Triple Corona.

Cuando Velázquez rodó y luego se puso de pie, a los amantes de los purasangre se les dio permiso, por lo menos durante el siguiente minuto, de disfrutar de una carrera de caballos, o al menos desearle a los caballos un viaje seguro alrededor de Pimlico.

Victoria redentora

La victoria de War of Will en Pimlico fue prácticamente redentora puesto que este caballo fue impedido en el Derby.

Maximum Security es el ejemplar involucrado en la controversia. De hecho lo descalificaron producto del incidente.

War of Will, abraza la vía durante la mayor parte de la distancia de una milla y tres dieciseisavos, tal como lo hizo en el Derby de Kentucky, antes de dirigirse a la mitad de la pista y resistir el desafío de un tiro largo llamado Everfast.

Anet esto el jinete Tyler Gaffalione frotó el cuello de su potro y puso sus ojos entre las orejas del caballo.

«Solo esperaba que nos mantuviéramos a la espera», dijo. «No quería mirar hacia atrás», dijo.

Experiencia en Kentucky

Hace dos semanas, bajo las agujas gemelas de Churchill Downs, War of Will perdió la oportunidad de ganar después de enredarse con Máxima Seguridad cuando Gaffalione.

Recordemos que el Derby es una de las carreras más famosas e importantes de Estados Unidos.

Maximum Security cruzó la línea de meta primero y pareció ser el ganador rotundo hasta que tres jueces de Kentucky, la versión de los árbitros de las carreras de caballos, dictaminaron que el potro había saltado un charco e impidió el progreso de War of Will y otros dos caballos.

Tras esto los propietarios de Maximum Security, Gary y Mary West, presentaron una demanda en un tribunal federal pidiendo que se revocara la descalificación.

En tanto que Mark Casse, el entrenador de War of Will se toma con calma el Derby hasta que los West y algunos de los apostadores empezaron a señalar a Gaffalione y su potro. Esto no le sentó bien a Casse.

«Sentí alegría y alivio al no haber tenido el incidente más desastroso en la historia de las carreras de caballos en Estados Unidos», dijo.

Cuando le fue preguntado a Casse qué opinaba sobre la ausencia de los cuatro primeros lugares del Derby respondió que simplemente estaba enfocado en su trabajo.

Y tras ganar la carrera añade:

«Acabamos de ganar el Preakness». – «Realmente no me importa quién estaba y quién no».

Malas noticias

El viernes 17 de mayo, una potra de 3 años llamada Congrats Gal muere poco después de pararse y terminar la última vez en Miss Preakness Stakes.

Ese mismo día, en Santa Anita Park, en el sur de California, un castrado de 3 años llamado Comandante Coil se convirtió en la víctima 24 en el hipódromo desde el 26 de diciembre.

Esta serie de eventos han llevado a la suspensión de las carreras en la legendaria pista. Y amenazó con cerrar el deporte en el estado para siempre.

La fatalidad fue la primera desde el 31 de marzo en Santa Anita, que anunció la prohibición del uso de medicamentos y látigos en los días de carreras posteriores a la 22ª muerte.

«Nos miramos a nosotros mismos todo el tiempo de lo que podemos hacer para mejorar, lo que el deporte puede hacer para mejorar», dijo Tim Ritvo, director de operaciones del Grupo Stronach, propietario de Pimlico y Santa Anita.

Ritvo sabe que hay mucho en juego, especialmente en California, donde se requieren solo 600,000 firmas en un estado de más de 39 millones para obtener una iniciativa en la boleta electoral ante los votantes para decidir si se debe prohibir el deporte.

«Estábamos realmente devastados y cerca de ver desaparecer las carreras», dijo.

El premio

A todas estas War of Will obtiene un cheque de primer lugar de $ 990,000 para su dueño, Gary Barber.

Aunque también recompensó a sus patrocinadores con $14.20 por una apuesta de $ 2.

Alguien le preguntó a Casse cuánto más extraña puede ser esta temporada de la Triple Corona. ¿No solo quiere tomar su caballo y su victoria e irse a casa?

«No», dijo Casse.

«Creo que ya nos hemos cubierto de forma extraña, así que no, no estoy preocupado», sostuvo.

Y agregó que si War of Will está saludable de aquí a la tercera carrera, estará en Belmont Stakes en tres semanas.

“Esta es la vida que vivimos todos los días», enfatizó.

 

 

 

 

Fuentes consultadas: