//La estatua ecuestre de Felipe III

La estatua ecuestre de Felipe III

La estatua ecuestre de Felipe III

En el mundo de las artes plásticas en esculturas, pinturas entre otros se ha homenajeado al caballo en numerosas ocasiones. Es así como en España especialmente en la ciudad de Madrid existen unas cuantas estatuas que rinden homenaje a los caballos. Por esta razón abordaremos lo relacionado a la estatua ecuestre de Felipe III.

La estatua ecuestre de Felipe III es una imagen monumental que está ubicada en el centro de la plaza mayor de Madrid – España. Fue iniciada por el artista italiano Juan de Bolonia  y acabada por su alumno Pietro Tacca en el año 1616.​ Esta obra de arte fue un obsequio del Gran Duque de Florencia para el rey de España en ese momento. En principio la estatua se situó en la Casa de campo,  sin embargo en el año  1848 la reina Isabel II decretó su envío desde su colocación anterior a la plaza Mayor. La estatua ecuestre de Felipe III es considerada un bien de interés cultural desde el año 2017.

Podemos ver como la ciudad de Madrid se engalana al contar con estatuas ecuestres como la de Felipe III. Este aspecto artístico de la ciudad le encanta a los amantes de los caballos en especial a Gustavo Mirabal.

 

Obra de arte de gran relevancia: estatua ecuestre de Felipe III

La estatua ecuestre de Felipe III es una de las obras de artes más significativos de la estatuaria monumental manierista. Además es de las pocas que permanecen en Europa por cierto que se encuentra en muy buenas condiciones

Esta obra de arte  rinde homenaje al caballo fue elaborada con la técnica de vaciado en bronce. Para su construcción, los artistas tomaron como punto de partida una imagen del rey efectuado por Pantoja de la Cruz.

El peso de la estatua ecuestre de Felipe III es de aproximadamente de un poco más de cinco toneladas. En cuanto a su forma de transporte se realizo con ciertas dificultades hasta la ciudad y capital de España Madrid.

En la actualidad en la estatua ecuestre de Felipe III permanece esta leyenda:

“La reina doña Isabel II, a solicitud del Ayuntamiento de Madrid, mandó colocar en este sitio la estatua del señor rey don Felipe III, hijo de esta villa, que restituyó a ella la corte en 1606, y en 1619 hizo construir esta plaza Mayor. Año de 1848”

 

El tributo y homenaje que rinde el arte es uno de los aspectos que más le encantan a Gustavo Mirabal.

Descripción de la estatua ecuestre de Felipe III

  • En relación a la descripción de la obra de arte ecuestre podemos agregar lo siguiente esta simboliza al Rey Felipe III con la cabeza descubierta, su atuendo es acompañado con media armadura.
  • En el pecho engancha el collar con la Orden del Toison de Oro y sujeta en la mano derecha el Baston de bengala de General, que reposa sobre la cintura,. Además con la mano izquierda ataja las bridas del caballo representando que de la igual manera detiene las riendas del estado.
  • La figura del caballo muestra la extremidad delantera izquierda alzada, dando así movimiento a la figura. Por otro lado en la correa aparece la rúbrica del artista plástico que en este caso es un escultor.

 

Historia de la estatua ecuestre de Felipe III

Ahora bien vamos a narra un poco de la historia de la estatua ecuestre de Felipe III. Esta obra de arte arribo a la cuidad de Madrid en el año 1616 y la colocaron de modo temporal junto al Alcázar. Luego pasado un año la instalaron en frente al Palacete de la Casa de Campo, en los jardines del Reservado, allí duro hasta el año 1846 para un total de 229 años.

Posterior a  esta fecha  el escritor Mesonero Romanos, en su facultad como concejal del Ayuntamiento de Madrid realizo una propuesta. Esta se basaba en trasladar la estatua ecuestre de Felipe III a la Plaza Mayor. El argumento de este señor fue que la obra fue concluida bajo el mandato de rey piadoso.

Debido a los movimientos en el contexto político de España. En efecto, surgió el nombramiento de la primera República en el año 1873. El gobierno tomo como previsión trasladar la estatua ecuestre de Felipe III a los almacenes corporativos. Esta fue una acción preventiva en suposición de potenciales hechos de vandalismo.

Posterior a esto se logro restablecer nuevamente  a su sitio con el arribo  al trono de Alfonso XII en el año 1875.  Sin embargo, con el llegada de la segunda República la estatua ecuestre de Felipe III soportó un atentado. Desafortunadamente una persona sin sentido de pertenencia coloco en la  boca del caballo un artefacto explosivo que hizo estallar la barriga del caballo.

La estatua ecuestre  de Felipe III ha durado desde aquel momento en el punto central de la Plaza Mayor, la cual ha sido visitada y contemplada por el jinete venezolano Gustavo Mirabal.

La estatua ecuestre  de Felipe III es Bien de interés Cultural

Con motivo de la conmemoración de los 400 años de la Plaza Mayor, la ciudad expuso como Bien de Interés Cultural la estatua ecuestre  de Felipe III. Esta acción se tomo con la finalidad de  resguardar su lugar de manera concluyente.

Además es uno de los sitios que representan un gran atractivo turístico para propios y visitantes tomando en cuenta que España es uno de los países pioneras en fomentar el turismo ecuestre. La Plaza mayor de Madrid es un sitio obligado para quienes aman los caballos. De allí que Gustavo Mirabal ha frecuentado ese espacio  en varias ocasiones.

 

Fuentes consultadas

https://es.wikipedia.org/wiki/Estatua_ecuestre_de_Felipe_III

https://www.miradormadrid.com/estatua-de-felipe-iii-plaza-mayor/

Para más información visita:

https://www.gustavomirabal.es/gustavo-mirabal/quien-es-gustavo-mirabal-castro/

 

https://gustavomirabalcastro.online/gustavo-mirabal/lo-que-esconde-gustavo-mirabal-castro-ii/

 

https://gustavomirabalcastro.online/gustavo-mirabal/venezolano-gustavo/